Categorías
Arquitectura

Plaza de Gallos renace en León

Uno de los proyectos más ambiciosos del Instituto de Cultura de León, sin duda, es la recuperación de la emblemática Plaza de Gallos un inmueble en el centro de la ciudad que cuenta con una larga historia.

Es sus días de oro llegó a ser sede de importantes eventos, como la actuación Ángela Peralta. Fue recinto de obras de teatro, ópera, funciones de cine, corridas de toros y lucha libre, pero en plena luz, se apagó; cambiando los reflectores por un abandono de casi 50 años.

Durante el FIAC, el director del Instituto de Cultura de León, Carlos María Flores, hizo un recorrido personal para conversar acerca del proyecto de recuperación del espacio conocido como Plaza de Gallos.

Lo que más destaca es los avances que ha tenido, ya que en la actualidad se encuentra techado y cuenta con una magnífica acústica como lo mostró el concierto de la Orquesta Sinfónica Pinto Reyes, durante la clausura de la edición XXI del Festival Internacional de Arte Contemporáneo.

La Plaza de Gallos está llamada a convertirse en uno de los emblemas culturales y turísticos de León. El espacio nace con la vocación de ser un bastión de la tolerancia y la diversidad. Y también como un motor social que anime el encuentro, la convivencia y el reconocimiento identitario de la comunidad leonesa y sus visitantes.

Categorías
Música

Itaiupú, de Philip Glass, cierra actividades del FIAC

Uno de los eventos más espectaculares del FIAC, al menos para un servidor, fue la presentación de la Orquesta Sinfónica Pinto Reyes (OSPR) que interpretó Itaipú, una pieza de Philip Glass, un compositor del que poco se tiene la oportunidad de disfrutar en vivo.

Para conocer más acerca del espectáculo, platiqué con José María Melgar, director de la OSPR, quien explica que Itaipú es una zona donde está una represa entre Brasil y Paraguay. «Se habla de que si algún día hubiese una sequía, sería la última reserva de agua en el mundo, así que Glass en un viaje a las Cataratas del iguazu» fue seducido por la presa.

Acerca de montar la pieza, indica que si bien Glass es complejo, no lo es más que un Beethoven, Brahms, Tchaicovsky, y es que para María Melgar «ya es uno de los clásicos modernos, que dentro de 50 años todos lo van a interpretar, que tiene complicaciones logísticas, técnicas y muy diferentes a otras obras, pero aceptamos el reto».

Itaipú fue acompañada de una animación, que muestra imágenes de la región de la presa en Brasil y de algunos lagos ubicados en León, Guanajuato, para que exista una concordancia entre la obra y lo local. Respecto a la elección del trabajo de Glass, agrega que «se pensó para un sólo programa, habíamos pensado en otras, pero es suficiente en esto. Tal vez no tan relacionado con el agua, pero se deshechó la idea».

Algunos detalles de la música, explicadas por el maestro es que se trata de retratos sinfónicos, compuestos por «cuatro movimientos, pero que son continuos. Cada uno representa una temática, Glass va describiendo qué está pasando en cada movimiento, hablar sobre el manto grosso; luego describe el lago; y luego la presa; y la llegada al mar, la tranquilidad de éste es con lo que termina».

El director de la OSPR, explica que en ocasiones se olvida la parte narrativa, la hermeneútica de la música, «qué dice un pasaje, qué dice una nota, que debemos interpretarlo cómo tal, si estamos hablando del cauce de un río, pensarlo cómo tal, y sentirlo, y tocarlo como tal, o sea no vas pensarlo como un lago apacible, es lo que tenemos que llegar, la interpretación de la obra».

José María tiene un gusto peculiar por Philips Glass Piezas de Glass, en específico por sus conciertos para violín, ya que tuvo la oportunidad de interpretarlo como estudiante, un primer contacto que le descubrió la complejidad del estadounidense. «Las texturas, colores, sabores, porque realmente esta obra tiene todo esto, hay que sacarle los colores fuertes, sentir el drama, ya que es una pieza dramática desde cierto punto, por eso me llamó la atención de presentar Itaipú, ya que hay un drama detrás, que sería la falta de agua que esperamos nunca vivir».

La Orquesta Sinfónica Pinto Reyes nace gracias al maestro Erick Flores. Empezó como una camerata, cuerdas y algunos alientos. Conforme el proyecto funcionó se hizo más grande y se atrajo a más personas a participar, hasta que terminó formando una orquesta. «En el futuro se espera que sea la oficial de la ciudad» de León, dice el director. Los músicos básicamente son de la Escuela de Música de León, «hay algunos maestros que nos apoyan y hay gente de otras orquestas, y otros, los menos, vienen de Guanajuato que tienen la Universidad».

Categorías
Arte Contemporáneo Teatro

«Dive» una pieza de la caída al amor

Existen ciertas obras que resultan imposibles encasillar en un sólo género, debido a su complejidad temática o técnica, esta cuestión nos la presenta pieza Dive, creada por la compañía WHS & Zero Gravity Company, que llevó un toque de magia y fantasía a la edición XXI FIAC.

Dive, que fue presentada en la alberca de la Unidad Deportiva Enrique Fernández Martínez, en la ciudad de León, Guanajuato, conjunta la danza aérea y acuática para ofrecer un fantástico espectáculo.

La invención de esta puesta en escena es la combinación de todas las disciplinas que domina el director de escena finlandés Kalle Nio, quien es versado en historia del arte, circo y teatro. Aunque no lo hizo sólo, ya que también participaron el malabarista Ville Walo y la diseñadora de vestuario Anne Jämsä. Los tres, en conjunto, fundaron la compañía WHS.

La pieza, que es interpretada por la acróbata aérea Salla Hakanpää, sucede entre dos mundos, o incluso tres. Esto dependerá del espectador, ya que están presenta la dimensión del agua; lo que sucede en el aire, la ingravidez de la caída; y un poco invisible, está lo terrenal, que fácilmente se olvida, debido a la espectacularidad de las acrobacias.

El trabajo de Kalle Nio, da inicio en el frío y oscuridad que se forman entorno a la alberca, que se ve transformada hasta el momento en que aparece una figura blanca, se trata de la Hakanpää quien recorre el rectángulo, que podría tomarse como un lago, inclusive el mar.

El personje de Salla camina con un contoneo seductor hacia un humanoide, quien se encuentra posicionado en la plataforma de clavados, una vez llega a lo que parece es su amor, ella se arroja al agua. La iluminación se tensa con el color rojo, así como la música, que parece se trata de un suicidio o una caída al vacío del amor.

La actriz pone a prueba su capacidad pulmonar para que en video entre la danza acuática, que representa citas que tiene con aquel «hombre». Salla, quien se ve afectada por la altura de la ciudad, improvisa y da la idea de que al salir a destiempo es testigo de cómo se desprende de sí misma para entregarse al otro.

Cerca del final, ambos se caen al vacío en una ceremonia nupcial y juntos se van pierden en el agua, hasta el momento en que se hunden, se pierden. Palabras como «parece» o «asemeja» son requeridas, ya que todo se deja a la interpretación del espectador, un debate que se vuelve interesante, cada quien es capaz de crear una narrativa.

En tanto, el otro espectáculo que se presentó, Pinta se describe como un espectáculo en el que con sólo una cuerda y texturas en la superficie del escenario, crea imágenes mágicas de ingravidez.

Una cuerda cuelga sobre un escenario vacío y sigilosamente comienza a girar. El movimiento del giro se hace más grande, hasta que toda la cuerda se retuerce en el aire como si fuera perseguida por una fuerza invisible, invitando al ejecutante al escenario. Se crea una tensión entre la cuerda y el intérprete, que respalda las expectativas de la audiencia. Los reflejos ondulan en las superficies, derramándose sobre la piel del espectador.

Categorías
Música

Katelyn King revive la pieza «Water Walk», de John Cage, en el FIAC

Sin duda, el FIAC ofrece una oportunidad para conocer propuestas únicas y novedosas que, en ocasiones, pueden ser difíciles de analizar, aunque no por ello dejan de ser interesantes, así es la pieza sonora performática Water Walk, original de John Cage, y que en el Teatro María Grever, (León, Guanajuato) fue interpretada por Katelyn King.

Antes de pasar de lleno a la pieza de King, es necesario abordar la historia de Water Walk, para esto nos debemos remontar a principios de los 60s, época en la que Cage interpretó la pieza por primera vez en una programa de televisión italiana. Lo que se presentó, por el también filósofo, es una secuencia de acciones cronometradas durante 3’10.

Para la puesta en escena, Cage utiliza diferentes materiales que hacen referencia al agua: una bañera, un pez de juguete, cubros de hielo, un pato de goma, entre otros. Además que se hace acompañar de cinco radios. Este suceso, inusual para aquellos años, lo consumó como performer y un hito para el arte contemporáneo.

A continuación, un fragmento de la interpretación original de John Cage:

Para su trabajo artístico, Katelyn King toma como base la obra de Cage para presentar un espectáculo con duración de 33 minutos. La exactitud del tiempo se basa en que cada acción está cronometada de manera precisa en un escenario colocado como una sala de operaciones, donde cada objeto está dispuesto para su utlización.

Uno de los puntos complicados que se mencionaban es descubrir cómo objetos de la vida cotidiana se utilizan para crear música y ritmos peculiares, que empiezan cuando King se acerca al piano y comienza este viaje performático.

Si bien podría pensarse que se trata sólo de ruido, la pieza utiliza los silencios, un recuso que a algunos puede intimidar, ya que todo el peso escénico recae en la intérprete; algo que, sin duda, Katelyn soporta.

Aunque todo está basado en la obra de Cage, la pieza presenta algunos cambios, como la música y programas que sintonizan las cinco radios, en el caso de México, un poco de violencia y, entre lo que más destacó, música norteña.

Otro de los elementos cercanos a la región fue la selección de utilizar una piña y aguacate, que son licuados, para después ser tomados por King, mientras un mantra es pronunciado «Puedo ver sin comer; pero, no puedo comer sin beber», al menos es lo que logré escuchar, ya que se vuelve un tanto caótico por todos los ruidos que suceden.

Si bien todo es dominado por los ritmos explosivos, en ciertos momentos el silencio domina el ambiente, para dar paso a una de las áreas de «expertise» de la intérprete: las percusiones. Esto ocurre con instrumentos dispuestos y con algunas cubetas dispuestas en el escneario.

Acerca de la presentación, King comentó que trabajar con la pieza de Cage ofrece una gran libertad para interpreta; pero, los movimientos son muy estrictos, por eso la utilización del cronómetro.

La pequeña apertura que permite la obra de John Cage es lo que la introdujo en la música experimental, de la que indicó puede ser complicado trabajar con otras personas, aunque siempre está dispuesta a hacerlo, para que otros acepten su visión.

Además de Cage, King tiene como inspiración las piezas de Beckett y William Faukner, quienes, para ella, toman elementos absurdos y de la inconsciencia, donde sólo hay que dejarse llevar. Si bien tiene muchas otras fuentes, ellos dos son algunos de los más representativos.

Categorías
Teatro

Luna Morena lleva arte a los más pequeños en el FIAC

Este día termina el FIAC y por la gran cantidad de actividades artísticas resultaba complicado sentarse a escribir, pero ya con cierta tranquilidad es momento de compartir lo sucedido en el Festival, así que durante la semana compartiré, de a poco, la experiencia de este evento.

Los organizadores del Festival Internacional de Arte Contemporáneo se esforzaron en crear una cartelera que fuera más allá de los recintos, por esto fue que atrajeron el talento de la compañía de títeres Luna Morena, que acompañados de un «carromato», como llaman al teatro itinerante que crearon, fue  que en diferentes puntos de León llegó el arte creado en especial para los más pequeños.

El material que presentaron a los niños del municipio era Cuentos para no dormir, un clásico de la literatura infantil alemana que se llama Der Struwwelpeter (Pedro Melenas), del escritor Heinrich Hoffman. Éste es uno de las obras que se han vuelto insignia de Luna Morena.

Los ocho relatos que componen este compendio tienen un toque oscuro, que por un momento podría pensarse inapropiado o «brusco» para los niños, esta narrativa tiene la finalidad de que los espectadores reflexionen y dialoguen en compañía de su familia, explicó la actriz Fátima Ramírez.

Los protagonistas de la historia Comportamientos como  no comer la sopa, chuparse los pulgares, jugar con fósforos, pegarle a los animales, éstas son sólo algunas de las acciones que llevan a los personajes a «sufrir» un final oscuro, explicó la productora Marisol Méndez. Aunque va más allá de aleccionar a los pequeños, ya que mediante el humor negro se presentan vidas alternas.

Las responsables de montar el espectáculo indicaron que cada una de las ocho piezas invitan a la interacción después de cada espectáculo, debido a que los niños y padres se acercan a dialogar con ellos para debatir acerca de la puesta en escena.

Por su parte, la actriz Maimuna Achleitner ahondó acerca del otro proyecto que presentó Luna Morena en el FIAC, El pozo de los mil demonios un espectáculo, más en forma que se montó en el Teatro Manuel Doblado, que relata la historia de la niña Jacinta, quien viaja a través de un pozo para recuperar un cántaro que contiene el agua de la vida, esta búsqueda del vital líquido es una de las principales de las razones por las que la compañía formó parte del Festival.

La producción de la pieza teatral resulta algo compleja, pues requiere de ocho animadores, que son acompañados de música en vivo. Esta obra explora la importancia de la memoria, del peligro que existe en olvidar nuestras raíces.

Luna Morena nació en el año 2001, con los objetivos de crear, difundir y promover el teatro de títeres en todas sus posibles manifestaciones. Para la compañía, el títere representa un medio de comunicación integral que apela a la razón, a la emotividad y a la sensibilidad humana.

Actualmente, Luna Morena tiene un repertorio de obras entre las que destacan Canek, leyenda de un héroe maya, que ha representado a México en 2 de los festivales de teatro más importantes a nivel internacional: El Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá y su homólogo de Cádiz; ‘Martina y Los Hombres Pájaro’, ganadora del programa nacional de Teatro Escolar 2011; y Zaikocirco, espectáculo interdisciplinario con títeres y música en vivo. Desde el 2005, organiza el Festín de los Muñecos Festival Internacional de Títeres de Guadalajara.

Categorías
Danza

Coreografías de Tanía Pérez-Salas inauguran el FIAC XXI

El Festival Internacional de Arte Contemporáneo (FIAC) dio inicio a sus actividades este 7 de noviembre y lo hizo por lo grande al abrir, de manera oficial, con las piezas dancísticas Religare y Las aguas del olvido, ideadas por Tania Pérez-Salas.

Las coreografías se presentaron como parte del eje temático Día Cero, que es una reflexión fatídica de lo que podría suceder si en el mundo nos quedaramos sin agua y que es la columna vertebral de la edición XXI del FIAC, que se celebra en la ciudad de León, Guanajuato.

La primera pieza, Religare es un trabajo que explora la mística unión entre el Hombre y la Tierra, por esto la puesta en escena en la que se desenvuelven los bailarines está cubierto, como podría suponerse, de tierra. Ésta se convierte en el medio para evidenciar el poder de la danza como ritual y que es capaz de conducirnos al terreno de lo intangible.

El uso de la tierra y la coreografía conecta con lo primigenio de la vida, a la sensualidad, el amor, la fertilidad, incluso al momento de la agricultura, se trata de un recorrido que hemos hecho con este elemento tan cercano a nosotros. La música y la danza hacen un match fantástico que inicia con cánticos de monjes, pasando por los violines y, lo que parecen, son los metales para llevarnos por una variedad de imágenes que despiertan en el espectador algo esencial.

Tania, en esta pieza, explora el origen de la danza como un medio para trascender, que es un arte capaz de lograr expresiones estéticas y plásticas profundas y sensibles a pesar de que ésta se considera un arte efímero.

El cierre del día fue con la presentación de Las aguas del olvido, un trabajo artístico que fue creada en 1998, a partir de la novela del austriaco Iván Illich, que plantea que el utilitarismo actual ha transformado nuestra noción del agua.

La pieza, como el agua, está llena de vida no sólo por los bailarines, también por las olas que dejan los danzantes. Desobediente la pequeña piscina, que es parte esencial de la puesta en escena, forma sus propias olas ante los pasos de los intérpretes. Este pequeño espacio es sólo un fragmento del gran espejo que es el gigantesco mar.

Tenemos el mar que se mece suavemente en compañía de la Luna, que es el reflejo de la unión entre el hombre y la mujer, esos primeros compases que siguieron para entrelazarse. Hasta esos movimientos más violentos de una tormenta, en el que truenos y rayos nos muestran esa inclemencia de la naturaleza, pero que siempre es vida y movimiento.

Cabe destacar que en este 2018, la compañía Tania Pérez-Salas cumple 25 años de existencia por lo que agradeció al público este logro, además de reflexionar acerca de la importancia de crear este tipo de obras para llevar cultura a las personas. Se trata de un esfuerzo que puede transformar el cosmos y proteger al universo.

Previa a las presentaciones, Carlos María Flores, director del Instituto Cultural de León, celebró que el FIAC llegara a su XXI edición, pese a altibajos como una suspensión por algunos años, pero que desde hace tres años sigue con fuerza, que se demuestra con el impacto que tiene el Festival para plantear debates tan relevantes como el cuidado del agua con la situación de los cortes que ya se viven en la CDMX.

Categorías
Arte Contemporáneo Festivales

Presentan los detalles del XXI Festival Internacional de Arte Contemporáneo

El Instituto Cultural de León dio a conocer el programa del XXI Festival Internacional de Arte Contemporáneo (FIAC), que se llevará a cabo del 7 al 11 de noviembre de 2018.

Bajo el lema ‘Día Cero’, se presentarán más de diez espectáculos de México, Estados Unidos, Perú y Finlandia; dos ciclos de cine: Ambulante y Cine en tu plaza; el simposio ‘Nuevas Viejas Aguas. Arte + agua, visibilizando el problema’, y una serie de exposiciones.

En esta edición destaca la descentralización de la cultura mediante la proyección de filmes y la presentación de obras de teatro en Plazas de la Ciudadanía y varios polígonos en desarrollo de la ciudad.

La artista mexicana Tania Pérez-Salas estuvo presente en la rueda de prensa, donde puntualizó la importancia de promover festivales como el FIAC, que año con año se consolida como uno de los encuentros más importantes en la región del Bajío y el país, impulsando esta expresión artística de manera multidisciplinaria.

La reconocida bailarina Tania Pérez-Salas estará presente en el festival con las piezas coreográficas ‘Las aguas del olvido’ y ‘Religare’. El espectáculo será el miércoles 7, a las 19:00 horas, en el Teatro Manuel Doblado, abriendo con ello oficialmente el XXI FIAC.

Desde Finlandia llegará la compañía WHS, quienes ofrecerán dos espectáculos: ‘Dive’, que se llevará a cabo en la deportiva Enrique Fernández Martínez, y ‘Pinta’ la cual tendrá dos funciones en el Teatro María Grever.

El talento local estará representado por el director Enrique Esqueda, ganador de la convocatoria de FIAC. Junto con el Ensamble a tempo, presentará ‘Electroaquacústica’, un programa de música mexicana de reciente creación. La mayoría de las obras que conforman el repertorio fueron seleccionadas a partir la convocatoria que el ensamble realizó en 2018 en conjunto con el Centro Mexicano para la Música y las Artes Sonoras (CMMAS).

Asimismo, la Orquesta Sinfónica Pinto Reyes (OSPIR) interpretará ‘Itaipú’, obra que Philip Glass compuso por la represa del mismo nombre que se ubica en los límites de Brasil y Paraguay.
Con la finalidad de concientizar más sobre la problemática de falta de agua y ahondar en el arte contemporáneo, se estarán ofreciendo una serie de charlas con el simposio ‘Nuevas Viejas Aguas. Arte + agua, visibilizando el problema’.

En éste resalta la presencia de Enrique Lomnitz, mexicano que ha impulsado el cuidado del agua a través de la creación de un sistema de captación de agua pluvial, del cual estará hablando durante su ponencia programada para el 10 de noviembre.

Ambulante regresa a León, esta vez con el ciclo ‘Contra viento y marea’, el cual se estará proyectando durante los cinco días del FIAC en la sala del Cine Club de la Casa de la Cultura Diego Rivera, de 18:00 a 19:00 horas.

Mientras que la exhibición y venta de productos de diseño AlterEgo, tendrá lugar en el Museo de las Identidades Leonesas.

En la presentación del programa también estuvieron presentes el director del Instituto Cultural de León, Arq. Carlos María Flores Riveira; la directora de Desarrollo Artístico y Cultural del ICL, Mtra. Katia Nilo Fernández; el coordinador de Artes Visuales del Instituto, Lic. Leonardo Ramírez; Dulce María Alvarado, curadora de la exposición Día Cero; la artista de la exposición Ballena Gris, Ariel Guzik, y la Directora de Mercadotecnia y Relaciones Públicas de OCV, Cecilia Díaz.