Categorías
Arte Digital

Retratos surrealistas de Krisztian Tejfel

Mejor conocido por sus retratos de mujeres hermosas con un toque melancólico y surrealista, el ilustrador digital húngaro Krisztian Tejfel se centra su atención en los híbridos tradicionales y digitales, dejando su trabajo siempre un poco inacabado.

Sus retratos muestran a mujeres fuertes caracterizadas por su mirada misteriosa con una pizca de surrealismo, tratando de contar al espectador una historia secreta. Las imágenes suelen ir acompañadas de elementos naturales o formas animales, evocando un ambiente irreal.

Tejfel indica que cada «retrato es diferente, cada cara tiene un impacto diferente en el espectador. Esto es importante para tener en cuenta, incluso para reforzarlo, ya que esto puede ser muy importante para el proyecto. No hay dos caras idénticas, no hay dos historias idénticas, así es como somos maravillosos. Es muy importante para mí sentir algo de emoción con la persona con la que trabajo … tal vez esto sea lo más importante».

Todas las imágenes son © Krisztián Tejfel

Categorías
Fotografía

Melancolía artificial de Evelyn Bencicova

Evelyn Bencicova presenta figuras melodramáticas y dispositivos visuales de repetición, considerando percepciones de identidad y expresiones de emoción.

La serie Artificial Tears explora la sutil, misteriosa melancolía característica de la obra de Bencicova. Como en sus proyectos anteriores, las imágenes aparecen ligeramente retrasadas y carecen de saturación, reducidas a apenas blues, verdes y amarillos.

En estas fotografías, los tonos silenciados de Bencicova se concentran alrededor de la figura solitaria de una mujer, que expresa el lenguaje corporal tranquilo de la desesperación, el desamparo y el dolor. Bencicova agita una presencia de misterio alrededor de la identidad y el desánimo de su sujeto ocultando su rostro en la mayoría de las imágenes. Sin embargo, con la tendencia a apuntar conceptualmente a experiencias bajo circunstancias sociopolíticas definidas, Bencicova salpica las imágenes de «Lágrimas Artificiales» con significantes visuales de la domesticidad. Esto crea espacio para una interpretación sociológica de la serie, explorando los roles, expectativas y presiones de una mujer en la sociedad.

Todas las imágenes son © Evelyn Bencicova

Categorías
Fotografía

Melancolía surrealista de Gabriel Isak

Gabriel Isak es un creativo de Nueva York conocido por sus retratos minimalistas, introspectivos y de ensueño, quien en cada pieza destila el alma en simplicidad melancólica.

Las figuras solitarias miran hacia los horizontes vacíos bañados a la luz de la luna, o confrontan sus lados de sombra, desvelando el vínculo sensible entre la ligereza humana y la oscuridad. La psicología (como las teorías de Carl Jung) juega un papel integral en la obra de Isak, ofreciendo al espectador símbolos contemplativos que revelan los arquetipos de nuestro yo inconsciente. Sus mundos siguen siendo el caos de la existencia, permitiendo que la sabiduría y la verdadera emoción salgan a la superficie.

«Mi imagen implica escenas surrealistas y melancólicas inspiradas en el mundo interior de los sueños y la psicología, donde invito al espectador a interactuar con el mundo interno de figuras solitarias que simbolizan nuestros estados inconscientes», dice el fotógrafo Gabriel Isak sobre su trabajo. «El objetivo de mi trabajo es reflejar experiencias humanas que permitan al espectador reflexionar sobre su propio viaje».

https://www.facebook.com/gabrielisakphotography/

Todas las imágenes son © Gabriel Isak

Categorías
Ilustración

Melancólico surrealismo de Alice Lin

Las ilustraciones de Alice Lin armonizan elementos discordantes al combinar la figura humana, las plantas y los animales en una visión oscura y singular con tonos delicados.

El mundo que ella desarrolla evoca ilustraciones del libro de cuentos de la era victoriana con su flora exuberante y ornamentada como motivo decorativo recurrente, pero las imágenes del artista son mucho más contemplativas y melancólicas.

Utilizando las técnicas de pintura antigua de su China nativa en una manera completamente contemporánea, Lin fomenta las conexiones con su historia cultural que ejercen aún mayor poder dado que estas asociaciones también se extienden a su tema. Infundido con un surrealismo mágico, los protagonistas de Lin aparecen en retratos que son a la vez metafóricos en la naturaleza y emotivos en la intención. Su alcance ambicioso da lugar a ricos detalles y estamos inmersos en las maravillas de una imaginación única que sin esfuerzo tiene éxito en jumpstarting nuestro propio.

Todas las imágenes son © Alice Lin

Categorías
Pintura

Extraños colores de la melancolía por Nick Flook

Las pinturas de Nick Flook destacan por sus colores extraños, como si se tratarán de visiones de otros mundos, en los que existe una gran soledad para sus habitantes, aunque son capaces de deleitarse con esos particulares territorios.

Flook nos adentra a su dimensión con un toque de dolor que van de lo más explosivos como un astronauta perdido en el espacio, que ya es sólo un esqueleto, hasta una chica que camina por una colorida lluvia, quien convive con su soledad.

Imágenes que pueden parecernos de ensueño pero son muy reales y sentimentales, emociones sencillas con las que conecta el pintor y nosotros conectamos en ese peculiar universo.

nick flook8 nick flook7 nick flook6 nick flook5 nick flook4 nick flook3 nick flook2 nick flook1 nick flook

Todas las imágenes son © Nick Flook

Categorías
Escultura Exposición Pintura

Melancolía es «diseccionada» en el Munal

Un estado que va más allá de la tristeza, un momento que otorga reflexión, e incluso, creación y en el que todos nos hemos encontrado es la melancolía y es el pilar de la exposición Melancolía, que llegó al Museo Nacional de Arte y permanecerá al 9 de julio de 2017, en las salas del primer piso del recinto.

La muestra ahonda en la manera en la que la melancolía, comúnmente caracterizada por reflejar las pasiones y afectos más oscuros del ser humano, es representada en el arte mexicano.

Se incluye una selección de 137 piezas, entre pinturas, grabados, esculturas y publicaciones, que podrá visitarse del 5 de abril al 9 de julio de 2017, en las salas del primer piso del recinto.

Bajo la curaduría de Abraham Villavicencio García, y conformada por el trabajo de alrededor de 80 artistas de la plástica mexicana, esta exposición reflexiona en torno a la manera en que el sentir humano ha sido explicado, interpretado y representado, dejando ver a la melancolía como una posible raíz de creatividad artística.

En palabras de Villavicencio, “esta exhibición busca exaltar las cargas afectivas evocadas en obras de importantes artistas novohispanos, modernos y contemporáneos a través de temas como el pecado, la culpa, el duelo, el desamor, la muerte, la espiritualidad, la creación y la magia”.

Roberto Montenegro Así es la vida, 1942 Óleo sobre tela 100 x 150 cm.

Roberto Montenegro, Así es la vida, 1942, Colección López Velarde

«Melancolía pone de mani esto que, además de pesadumbre, locura y miedo, este sentimiento es capaz de producir creatividad, heroísmo, intelectualidad y la búsqueda en lo profundo del ser humano. Repensarla de la mano de los artistas mexicanos que participan en esta muestra, es una oportunidad para reencontrarnos con raíces culturales antiquísimas que nos permiten descubrir, bajo una nueva luz, nuestro potencial de trascendencia, de salvación y de autoconocimiento”, apuntó Sara Baz Sánchez, directora del Museo Nacional de Arte.

La muestra está conformada por 4 núcleos temáticos, el primer tema recibe el nombre de La pérdida del paraíso, donde se re exiona sobre las distintas maneras en que el cristianismo representó la amargura y desesperanza tras la caída de Adán y Eva, ocasionadas por la creencia en un pecado original y en la vida privada de la contemplación divina. Se observa al melancólico deambular en sufrimiento incesante por el reproche y el autocastigo. Algunas de las piezas que conforman este núcleo son Rey de burlas (Siglos XVII- XVIII), de Cristóbal de Villalpando; y Después de la tormenta (1910), de Diego Rivera.

Por su parte, La noche del alma, segundo núcleo de la muestra, reúne representaciones artísticas que abordan las pérdidas de amor, como la muerte de los hijos para las madres, la viudez, la orfandad y los amores fallidos, que en algunas ocasiones pueden llevar al suicidio o al sinsentido. La cuna vacía (1871), de Manuel Ocaranza; Margarita arrepentida (1881), de Felipe Ocádiz; Retrato de Sofía (1991), de Julio Galán; La dama de las violetas (1908), de Germán Gedovius; y Bodas del cielo y el in erno (1996), de Arturo Rivera, son algunas de las obras que componen esta selección.

Saturno, dios antiguo que personi caba al tiempo e identi cado con el más sombrío de los planetas, fue considerado responsable de la melancolía. Sus poderes cobran fuerza en La sombra de la muerte, tercer apartado de la exposición, que a través de piezas como María Magdalena (ca. 1690-1700), de Juan Tinoco; Este es el espejo que no te engaña, también conocido como Alegoría de la muerte (1856), de Tomás Mondragón, Así es la vida (1942), de Roberto Montenegro, y Muerte y resurrección (s.XX), de José Clemente Orozco; aborda el desengaño del mundo del que es testigo el melancólico. La muerte se convierte en su gran obsesión como el compañera dialéctica y necesaria de la vida.

Finalmente, en Los hijos de Saturno, último núcleo de la exposición, se da cabida a la idea renacentista según la cual, quienes nacían bajo los signos zodiacales de sagitario y acuario, regidos por Saturno, estarían impregnados de una sabiduría cósmica y del genio artístico; por tanto, estos individuos sobresalían entre la humanidad como ascetas, profetas, santos, místicos, poetas, artistas, lósofos y alquimistas. Eran la prueba de que la melancolía era el camino para ascender hasta la claridad del alma humana y a la mente del universo. Entre las obras que conforman esta sección, sobresalen: Pierrot doctor (1898), de Julio Ruelas; Mujer en la ventana (1948), de Alfonso Michel; El iluminado (1982), de Ru no Tamayo; y Magus (2010), escultura de bronce hecha por Leonora Carrington.

Saturnino Herrán, Los ciegos

Saturnino Herrán, Los ciegos, 1914, Museo de Aguascalientes

La selección de piezas proviene de la colección del Museo Nacional de Arte, además de la invaluable participación de 44 colecciones institucionales y particulares, entre las que destacan las pertenecientes a la Pinacoteca de la Profesa, Isabel y Agustín Coppel, A.C., la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, el Museo Regional de Querétaro, el Museo Franz Mayer, la colección Andrés Blaisten y la colección Pérez Simón, entre otras.

Melancolía estará acompañada por una publicación en español, memoria gráfica de las piezas que conforman la muestra y enriquecida con textos de los especialistas Roger Bartra, Helí Morales, Marcela Martinelli Herrera, Ángel Octavio Álvarez Solís, Jaime Ruíz Noé, Sara Baz, Mónica López Velarde, y un texto curatorial de Abraham Villavicencio García. Este catálogo podrá adquirirse en la tienda del museo.

En el marco de la muestra, y con la finalidad de ampliar la experiencia de los visitantes, el museo presentará un programa de actividades paralelas conformado por una sala de mediación, pláticas con especialistas, un ciclo de cine, y una activación de danza. Todas actividades serán gratuitas y podrán consultarse en la página y las redes sociales del museo.

José María Ibarrarán y Ponce , 1877 Óleo sobre tela 204.7 x 141.5 cm

José María Ibarrarán y Ponce , 1877

Rufino Tamayo El iluminadio, 1982 Óleo y arena sobre tela 95 x 130 cm Col Bravo Ahuja

Rufino Tamayo, El iluminado, 1982, Colección Bravo Ahuja

suicida

Emilio Baz Viaud, La suicida, 1952, Colección Andrés Blaisten

s pablo y s antonio_ 001

Baltazar de Echave Ibía, San Pablo y San Antonio ermitaños, siglo XVII, Museo Nacional de Arte

Mujer llorando

David Alfaro Siqueiros, Mujer llorando, 1944, D.R. David Alfaro Siqueiros/ Somaap/México/2017

Manuel Ocaranza, La cuna vacía

Manuel Ocaranza, La cuna vacía, 1871, Museo Nacional de Arte

JV-170313-6698banamex

Manuel Rodríguez Lozano, Mujer de blanco, 1942, Colección Banco Nacional de México

JV-170313-6691banamex

Juan Tinoco, María Magdalena, siglo XVII, Colección Banco Nacional de México

Félix Parra. Solos 1898

Félix Parra, Solo, 1898, Colección particular

Diego Rivera, Después de la tormenta, 1910

Diego Rivera, Después de la tormenta, 1910,  D.R. © 2017 Banco de México, Fiduciario en el Fideicomiso rela vo a los Museos Diego Rivera y Frida Kahlo.

Arte2_Coppel

Julio Ruelas,  Pierrot doctor, 1898 Colección Isabel y Agus n Coppel A.C.

Categorías
Ilustración

Estampas de la melancolía

Una gran maestría para tratar el color y compartir emociones es lo que trabaja Antonella Montes, aka lantomo, quien crea ilustraciones únicas en las que invita al pensamiento de lo que surge de nosotros mismos, algo que nos deja entrever con detalles surrealistas y énfasis al colocar algo de tonalidad en ciertas áreas.

Sus obras están principalmente relacionadas con el mundo de la ilustración y el arte, además de tener una debilidad por experimentar sus obras en maderas de todo tipo, para poner a prueba los límites de este material y texturas.

En gran parte de su obra podemos contagiarnos de emociones que van de la decepción, la inocencia, la infancia, a momentos en los que nos dejamos llevar por la melancolía y reflexión donde las expresiones de sus personajes son quienes nos llevan a recorrer la memoria gracias a los acrílicos, plumas, tintas elementos sencillos que logran una gran magia.

00-red-arms 01-superego 3f78c851210019.5608a6596217f 04-HalfFullHalfEmpty 06-Dong 09-SottoBlu-II- ac4a9f43398637.5607488089676 BELL-TOWER-RED CHRYSANTHEMUM-2 DRAGONFLY-RED float-red pines-on-the-back-red

Todas las imágenes son © Antonella Montes